domingo, 24 de febrero de 2013

De dibujos y ligues

Dibujo mientras me tomo un té. A la mesa de al lado llega un hombre que cumplió los cuarenta hace un tiempo. Una mujer le esperaba tomando agua mineral, tiene más o menos la misma edad. Ninguno de los dos va sobrado de guapura pero se nota que se cuidan. Los cuerpos, las ropas, las actitudes dejan ver que pasan mucho tiempo en el gimnasio. Él se sienta y pide otro agua mineral. Está claro que se conocen poco, se hacen muchas preguntas, no saben casi nada el uno del otro.
Me siento un poco indiscreto escuchándoles pero es que hablan muy alto.
La conversación no abandona en ningún momento los complejos vitamínicos, las tandas de abdominales, las proteínas y los carbohidratos pero se vuelve poco a poco más cálida. Surge alguna risa. En ningún momento ha habido hielo que cortar pero está claro que la temperatura sube. Eso sí, no se abandonan nunca los índices de grasa y los ejercicios anaeróbicos. De repente y como con prisa se levantan y se van. Él pone la mano en la cintura de ella para cruzar, como protegiéndola. Sólo unos segundos, luego la quita.
Pienso que tienen más de cuarenta y pocas ganas de andarse con tonterías.
Si lo que acabo de presenciar lo hubiera visto en un cine me habría parecido escrito por un guionista genial. Primera cita: desde el saludo hasta el en-tu-casa-o-en-la-mía en 20 minutos hablando sólo de carbohidratos.
Acabo mi dibujo y tengo la sensación de que ellos me han ayudado a hacerlo.
Y a sentirme así de bien.

(Y otra vez Joni Mitchell viniéndome a la cabeza mientras blogueo).

Plaza Molina

8 comentarios:

Rincón dijo...

Esa moto cortada a la mitad, absolutamente sublime

Antonio MAESTRO MAGAZ dijo...

Me gusta ¡¡¡¡ mira, ademas de dibujar, preparando una novela.

josu maroto dijo...

como para un corto de animación tipo parperman!!!

clara dijo...

Eres nuestro novelista gráfico. ¡Te sales!, como la moto.



¡ojo con las etiquetas!, luego te las voy borrando, que si no vas a escribir un libro paralelo de etiquetas.

Aurora Villaviejas dijo...

Es que un buen cotilleo en la mesa de al lado siempre es de agradecer.

Miguel Herranz dijo...

Gracias, sois un encanto!

(Clara, llevas razón, se me acumulan, lo tendré en cuenta).

Mikel Bergara Jauregi dijo...

Como un guión del bar de Lola. Impresionante el baile de esa mano. Felicidades

Jose Ant dijo...

Un dibujo magnífico y una historia paralela que nos hacen volar la imaginación. Aquí nos enteramos de todo!! Enhorabuena