miércoles, 20 de febrero de 2013

La ɐlǝpɐpnıɔ en blanco

Jaca, una tarde de invierno; desde el único banco donde me puede sentar, un trocito de los glacis de la Ciudadela cubiertos de nieve. La Peña Oroel queda oculta tras las nubes. Después de unos cuantos días nevando parece que el tiempo va a dar una pequeña tregua aunque sólo sea por poco tiempo. Cuando hay ganas de dibujar no importa el frío.

Al rato, la nieve comienza a caer de nuevo y me impide continuar dibujando, el papel empieza a mojarse. No queda mas remedio que terminar los detalles del dibujo en casa.

Después de unas cuantas dudas decido aventurarme con las acuarelas, no sin antes hacer unas cuantas  pruebas sobre copias del dibujo. El color mal aplicado puede arruinar todo el dibujo y más con esta técnica. El resultado no está mal, al menos ha servido para quitarme el miedo.

4 comentarios:

Antonio MAESTRO MAGAZ dijo...

Mi Jaca.... Mi Jaca.... lo malo es que para cuando suba ya no quedara ni rastro de nieve, pero me gusta ¡¡

clara dijo...

Que gusto tener corresponsal en Jaca, ciudad donde nos vió nacer a los DVCC. Buena estampa invernal, pero no te vayas a resfriar.

Luis Serrano dijo...

Que suerte poder dibujar la Ciudadela nevada, Yo la he visitado en verano y es impresionante

Espe dijo...

Madre santisima... me he tropezado de casualidad buscando una imagen con este blog.... que quedo loca. Precioso.